Alejandro Céspedes
       Alejandro                                                   Céspedes                                                                                                                                                             

Y CON ESTO TERMINO DE HABLAR SOBRE EL AMOR



 “Así fui, desde niño, acostumbrado

al ejercicio de la irrealidad.”

Jaime Gil de Biedma

 

PINCHAR EN "EXPAND" PARA LEER

Los observo reír.                                

Se abrazan.

Beben.

Únicamente yo

concedo eternidad

a esas conductas.

Juventud. Para ellos

todo es aún la escoria

                                                                               de los días.

 

 En realidad no existen. Sólo valen

para hacer más robusta la certeza

de que esta soledad

se ceba en el derroche

                                                                           de sus días.

 

 La vida es la moneda

que me cubre los ojos

para pagar el tránsito al barquero.

 

Se

me olvidó reír

y ya no abrazo.

 

Derrocho mis monedas en bebida

porque hoy es la nostalgia

                                                                               de mis días

la herencia de la envidia y del deseo.        

    



Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Alejandro Céspedes Díaz-Gutiérrez

Página web creada con 1&1 Mi Web.